Conéctate con TW !Accede o Registrate para participar

COOPERATIVA SAN MIGUEL, UN SIGLO DE HISTORIA

 

 

Esta cooperativa agraria celebra su centenario en el mes de diciembre, con la misma filosofía de siempre: ofrecer una respuesta adecuada a las demandas de sus socios.

Miguel Salas, a la derecha, con dos agricultores que preparan su siembra estos días.

La Cooperativa Agraria San Miguel de Tauste se prepara para celebrar sus cien años de vida. La entidad, con orígenes en 1917, mira hacia el futuro con optimismo y la voluntad firme de seguir ofreciendo una respuesta adecuada a las demandas de sus socios. Es la filosofía que esgrime su presidente, Miguel Salas. Pone en valor «el trabajo y el empuje de los agricultores de Tauste que a lo largo del tiempo han sabido mantener su apuesta por la producción y comercialización en común».

Más de 1.600 socios forman parte de esta cooperativa que hoy da empleo a 40 trabajadores y que factura cerca de 50 millones de euros, lo que la convierte en una de las principales empresas de la comarca.

Con un siglo de historia, mantiene intactos los objetivos con los que nació y representa una referencia esencial en la actividad económica de Tauste, junto a la Cooperativa de Ganaderos San Simón y San Judas.

Las instalaciones del Camino del Abarquillo ocupan 100.000 m2, 40.000 de ellos edificados, y cuentan con capacidad para almacenar más de 70.000 toneladas de cereales y otros productos. En 1962, se creó la primera instalación que constituiría la rampa de lanzamiento hacia la productividad y comercialización en común: un secadero de maíz con capacidad de 5000 kilos/hora y un almacén de 600 m2.

La sede no ha dejado de crecer desde entonces. Se han puesto en marcha dos líneas de alfalfa deshidratada para formato granulado y pacas, secadero de maíz con capacidad de 20.000 kilos/hora, seleccionadora de semillas, fábrica de piensos, almacén de suministros, taller y gasolinera con servicio de expedición de gasóleo A y B, así como lavadero de vehículos.

En el año 199, se levantó la nueva fábrica de piensos, que produce 100 millones de kilos anualmente, y recientemente se ha ampliado con nuevos silos de almacenamiento. «La mejora de las instalaciones es constante. La nueva deshidratadora de alfalfa supuso una inversión de 2,5 millones de euros en 2014», explica Salas.

Cooperativa ejemplar

La cooperativa recibió en 1976 el Título de Cooperativa Ejemplar concedido por el Ministerio de Agricultura. Sus responsables lo recogieron en el Palacio Real de manos del rey Juan Carlos I, como se recoge en su amplio archivo fotográfico. «Es para nosotros un orgullo porque reconoce el esfuerzo de muchas generaciones de agricultores de Tauste», señala el presidente.

Las raíces de la actual cooperativa hay que buscarlas en la Caja Rural Católica de Ahorros y Préstamos. Nació para «recoger economías de sus socios, hacerlas productivas y facilitar a los mismos préstamos a pequeños intereses, destinados principalmente a las faenas agrícolas». De esta manera se hace constar en el artículo 1º del Estatuto de la Caja Rural Católica de la villa de Tauste, aprobado en 1917.

Dos años después, se constituyó el Sindicato Agrícola Católico de San Miguel Arcángel. Surgió para establecer «obras que tiendan a beneficiar a los socios con la fundación de la Cooperativa de Consumo, compraventa en común de los productos del campo y ganadería, compra de toda clase de maquinaria, semillas y abonos». En diciembre de 1944 se aprobaban los estatutos de la Cooperativa del Campo ‘San Miguel’, inscrita con el nº 324 en el Registro de Cooperativas.

 

 

Noeli Barceló

© http://www.heraldo.es/noticias/suplementos/heraldo-del-campo/2017/11/23/san-miguel-tauste-siglo-historia-1209093-1431024.html

 

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *